El juego en los niños con discapacidad

Comparte este artículoShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on PinterestShare on LinkedInShare on Tumblr

Los niños con discapacidad (sensorial visual o auditiva, motriz, cognitiva o pluridiscapacidad), normalmente, tienen menos oportunidades de juego. No solo por sus características. Con frecuencia el adulto se centra más en la rehabilitación que en el ocio.

Aunque se pueden aprovechar las horas de terapia como momentos lúdicos, todos los niños, en cualquier caso, necesitan del juego libre para su óptimo desarrollo evolutivo en la medida de sus posibilidades. Es importante respetar su nivel evolutivo (tener en cuenta su desarrollo cognitivo), pero también su edad cronológica (normalización).

  • Los niños que no pueden moverse bien, necesitan más oportunidades para llegar al juguete. Se deben usar juguetes con pulsadores amplios que faciliten la autonomía del niño mientras juega.
  • Los niños con dificultad para interactuar con el entorno a través del lenguaje oral necesitan ser dirigidos por el adulto y/o por otros niños. Necesitan modelos a imitar. Los problemas de comunicación en el juego se pueden paliar con situaciones lúdicas en las que se provoquen peticiones, protestas, comentarios, etc.
  • Los niños con discapacidad auditiva necesitan juegos con mucho contacto visual, de gestos, puzles, etc. Los niños con discapacidad visual necesitan juegos exploratorios táctiles, de contacto físico, de palabras y música, etc. Utilizar juguetes que permitan usar los sentidos no afectados.
  • Los niños con discapacidad cognitiva se benefician de juguetes en los que se pueda llevar a cabo relaciones de causa y efecto, de atención y memoria, de emparejamientos, de seguimiento de estímulos y de barrido, captación de instrucciones, construir secuencias. Usar juguetes con ilustraciones sencillas y evitar personajes poco reales.

Finalmente, el uso de las nuevas tecnologías y de todo tipo de ayudas técnicas de acceso al juego son fundamentales para el desarrollo lo más normalizado posible del juego en los niños con algún tipo de discapacidad.

Por último, no olvides como padre/madre, regalarte con el juego. Compartir parte de tu tiempo de ocio con tu hijo a través del juego es una experiencia grata y enriquecedora para toda la familia.

Fuente: http://familiaysalud.es
Autor/es:
  • Mª Jesús Díaz Aguilar. Psicóloga. Centro del Profesorado de Málaga. Málaga
  • Alfonsa Lora Espinosa. Pediatra. Centro de Salud “Puerta Blanca”. Málaga

Angel Fuentes

20 años dedicado a la educación infantil. Escribo un blog con recursos para los niños y niñas, padres y docentes. Para facilitar su difícil tarea educativa

2 comentarios sobre “El juego en los niños con discapacidad

  • el 12 diciembre, 2012 a las 20:29
    Permalink

    Estimados amigos, creo que el artículo no puede ser más acertado. Felicito a sus autoras y a Escuela en la Nube por publicarlo.Muchos padres y educadores deberíamos leerlo. Los niños con necesidades especiales pasan horas haciendo deberes, estimulación… y nunca juegan, cuando jugar tiene los beneficios indicados.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies