Los mejores consejos para aprobar física y química

física y química

Tener un solucionario para física y química es el primer paso para poder superar todos los exámenes de dichas materias. Es común escuchar quejas por la complejidad de algunos temas de dichas asignaturas.

Los números, fórmulas y abreviaturas no son del agrado de todos, pueden resultar frustrantes y estresantes mientras avanza el curso. Sin embargo, deja de preocuparte y aplica los consejos que se citan a continuación.


Aprueba física y química siguiendo estos consejos

Una vez tienes el solucionario puede comenzar el problema para comprenderlo adecuadamente. Evita preocuparte demasiado, si llegas a ese punto ya será complicado comprender cualquier aspecto. Existen algunos consejos básicos para hacer el estudio de estas asignaturas un proceso más simple y llevadero.

Comienza dominando los conceptos básicos

Aunque son materias prácticas, todo parte de una teoría. Antes de comenzar a adentrarte en el inmenso mundo de las fórmulas y los ejercicios, conoce la teoría central de cada tema a estudiar.

Por ejemplo, en la física se habla de la relatividad, la termodinámica o el electromagnetismo. No puedes comenzar con los ejercicios o adentrarte en el tema si no comprendes de dónde parte todo.

Retoma la teoría, enfócate en comprender cada uno de los pasos para conseguir los resultados deseados y, en ese momento, sabrás cómo aplicar las fórmulas adecuadas. Para entender la teoría satisfactoriamente puedes optar por los mapas mentales.

La matemática es la base de todo

Sin una buena base en matemáticas no podrás comprender del todo los ejercicios de física. De ambas, es la que más aplicaciones matemáticas tiene. Haz un repaso de la materia y relaciónala con la física y la química.

Te ayudará a controlar adecuadamente las fórmulas y añadir los números indicados en cada ejercicio.

 Los dibujos son muy útiles

Cuando tienes un libro de física o química, observarás muchos dibujos en representación de moléculas o resultados de combinaciones químicas. Cuando comienzas a comprenderlos y aplicarlos podrás entender mucho mejor las diferentes ramas de ambas materias.

Puedes comenzar ilustrando los conceptos estudiados. Después, añádele los problemas planteados en el solucionario.

Prepara el examen con los temas estudiados

Antes de cada evaluación puedes preparar tu propio examen. Al conocer el temario planteado por el docente puedes buscar problemas parecidos y resolverlos en cada hora de estudio.

Asegúrate de tener el material adecuado para la presentación final; aquí no puedes olvidar la calculadora. Aprende cómo aplicar cada fórmula para obtener los resultados adecuados.

Los grupos de estudio son altamente ventajosos

Cuando tienes problemas con una materia sueles ignorarla en tus horas de estudio. Además, pierdes fácilmente la paciencia. La mejor solución es tener un grupo de estudio para compartir información y apoyarte cuando te bloquees en algún ejercicio.

Es tan simple como quedar con tus compañeros de la escuela o comenzar clases particulares. Puedes comprometerte con el resto de los alumnos para reforzar los conocimientos el resto de los días.

Aprender física y química es sencillo cuando tienes la disposición y las herramientas indicadas. Un buen profesor guía también te ayudará mucho.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.