Papá ¿Llegamos ya?

Nos vamos de vacaciones, ya no tengo que volver jamas al colegio, creo que dos años de guardería son más que suficientes para mi educación, no pienso volver nunca y lo siento por los amigos pero no dudo que en el pueblo encontraré a otros amigos, incluso ellos tendrán que vivir en algún lado, iré a verlos de vez en cuando. Papá está protestando porque no caben todos los trastos que tenemos que llevar, que exagerado total con que lleven mi cuna, mi carro, mi bolsa de juguetes y poco más ya tendríamos, pero claro hay que llevar la ropa de mi hermana y no se que más cosas. Mamá y papá solo meten una bolsa pequeña, esto es raro…..

Dicen que vamos a la playa a ver a los abuelos, me han sentado ya en mi nueva silla del grupo 1 adaptada para mayorcitos como yo de casi 11 kilos de peso, acolchada, cómoda y bien sujeto, mamá conduce muy bien pero es bueno ir seguro. ¿Llegamos ya? Ah no, que todavía no hemos salido estamos en la gasolinera.

No sé donde estará la playa, papá insiste en que me duerma para que no se me haga largo el viaje. Esto va a ser muy aburrido, si le tiro del pelo a Veva lo mismo nos entretemos un rato. Contadme algo, esto es un rollo ¿llegamos ya?.

Llevamos toda la vida de viaje, creo que hemos dado la vuelta al mundo, primera parada que hacemos ¿ya hemos llegado? Salimos a estirar las piernas, todos se preocupan mucho por mi hábito de sueño, creo que he dado suficientes muestras de que duermo correctamente por las noches como todo el mundo, no veo el empeño en que me tenga que dormir durante un viaje. Además no entiendo porque se enfadan conmigo, Veva ha vomitado ya dos veces y nadie le dice nada. Los coches le sientan fatal.

Debemos estar atravesando algún desierto esto no se acaba nunca, hace calor, mucho calor, esta silla nueva la han debido comprar en los chinos, estoy sudando por todos lados, ah no, creo que me he hecho pis. Esto va a traer cola, ¿llegamos ya?

Me estaba quedando dormido cuando papá se pone muy contento y dice “ya llegamos, veis allí a lo lejos se ve el mar” ¿donde? pero si eso debe ser un espejismo, creo que me da un retortijón, ¿podríamos parar? tengo que ir al baño.

Hemos bajado al baño pero he llegado tarde, papá y mamá están ostensiblemente enfadados, le he oído a papá decir que se ha decido, ya no tiene ninguna duda, ha dicho “se queda”. Creo que me van a abandonar, este bar de carretera no parece muy adecuado para mi futuro, en cuanto se despisten salgo corriendo y me meto en el coche para que no me puedan dejar aquí.

¡¡¡¡Manolo, ¿donde vas? ven aquí, a este niño me lo cargo!!!

Fuente: http://elmedicodemihijo.wordpress.com. Gracias

Comparte este artículoShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on PinterestShare on LinkedInShare on Tumblr

Angel Fuentes

20 años dedicado a la educación infantil. Escribo un blog con recursos para los niños y niñas, padres y docentes. Para facilitar su difícil tarea educativa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR